AL MARGEN: UN PERIÓDICO QUE ILUMINÓ EL APAGÓN CULTURAL.

 

“Periódico de poesía, teoría, crítica y artes visuales. Publicación trimestral N°1, diciembre de 1986”. Este es exactamente el texto que se ubica debajo del nombre que personificaba este proyecto editorial Al Margen y que, por supuesto, proyectaba su quehacer y contenidos.

Creado y dirigido por la poeta Carmen Berenguer y la colaboración del poeta Jaime Lizama y el artista visual Manuel Pertier, financiado por ellos mismos, se lanzó a las calles en busca de lectores que no escaseaban.

Al Margen apareció sólo dos veces. Sin embargo, tuvo un potente impacto en el medio literario, con una edición de mil ejemplares el primer número y dos mil, el segundo. Logró generar, con ese tiraje, su llegada a amplios sectores de lectores.

Al Margen tuvo su lanzamiento oficial en el Instituto Chileno-Canadiense, en el emergente Barrio Bellavista en el marco de una actividad contracultural. Así nos relató Carmen Berenguer este acontecimiento:

“Nos presentamos junto a la revista Pájaro de Cuentas que la dirigía Patricio Rueda. Fue una gran performance, yo encerré una gallina en un baño y andaba con la gallina de aquí para allá, qué significaba todo eso, creo que todo funcionaba en torno a la libertad. ¿Y qué tenía que hacer la gallina allí? Pienso que pudo ser su derecho a cacarear como loca y poner un huevo, tal vez el huevo era el diario”.

Respecto a los intereses del equipo y al contexto que los envolvía, Carmen Berenguer, agregó:

“Publicamos a gente joven y a Dianne Di Prima, poeta Beat de la Contracultura norteamericana. Estábamos más permeables a lo que excedía lo literario. Pertier era obsesivo con el arte conceptual desde la plástica, y nos interpelaba profundamente, lo que estaba ocurriendo en el arte, en la visualidad y que, debido al encierro chileno lo que ocurría aquí, era de mucho interés. A mí me gustaba el cómic, el rock, piensen que yo venía llegando de U.S.A. y me había tocado vivir de cerca la trágica historia de Vietnam, el Water Gate, Nixon, Carter y Reagan con Friedman, el golpe de estado en Chile y todo lo que significa el derrumbe y lo trágico de sobrevivir a ello.

Con el que realmente dialogaba era con Jaime Lizama, parte fundamental del diario, pues Jaime Lizama venía de la escuela de filosofía y de ser parte del grupo Polifemo, especialistas en poetas como Dylan Thomas entre otros. Ellos hacían una teatralización performática de la voz, la poesía y la muerte de Chile”.

En ese mítico primer número de Al Margen destacó la publicación de 5 Cartas Revolucionarias de la poeta beat Dianne Di Prima. Conozcamos dos de esos textos seleccionados por el periódico:

 

CARTA REVOLUCIONARIA N°17

TODOS SENTIREMOS

EL DOLOR

NO HABRÁ

UN CADILLC Y UNA

CASA DE 40.000 DÓLARES

PARA CADA UNO

SIMPLEMENTE

EL PLANETA NO LO

SOPORTARÁ

LO QUE HABRÁ ES

SUFICIENTE

COMIDA, SUFICIENTES

NECESIDADES, LOS

LUJOS

SE TENDRÁN QUE IR POR

LA BORDA.

HASTA EL MÁS POBRE

TENDRÁ QUE DAR ALGO

PARA SER LIBRE.

CARTA REVOLUCIONARIA N°21

PUEDES ACASO

¿SER DUEÑO DE LA TIERRA,

DUEÑO DE LOS

DERECHOS

DEL TRABAJO DE LOS

OTROS (ACCIONES,

FÁBRICAS

O DINERO PRESTADO CON

INTERESES)

Y QUÉ ME DICES

DEL RENDIMIENTO DE

LAS MISMAS COSECHAS,

LOS AUTOS,

DE LOS AVIONES

TIRANDO BOMBAS

PUEDES ACASO

SER DUEÑO DE BIENES

RAÍCES, PARA QUE

OTROS

TE PAGUEN RENTA? ¿A

QUIÉN

PERTENECE EL AGUA, A

QUIÉN PERTENECE EL

AIRE A MEDIDA QUE SE

ENRARECE?

LOS INDIOS AMERICANOS

DICEN QUE UN HOMBRE

SÓLO PUEDE SER DUEÑO

DE AQUELLO QUE ES

CAPAZ

DE CARGAR EN SU

CABALLO.

Sigamos conociendo qué nos traía Al Margen en esta primera edición. Lo primero que surge en sus páginas interiores son 5 poemas de Humberto Quino, poeta boliviano, conozcamos uno de ellos:

Para que el pan

Sea un bocado común

Para que la blasfemia

Vaya en carroza

En fin

Para suprimir los

Golpes de Estado

Hay que suprimir el

Estado.

El periódico literario Al Margen desplegó sus alas en un álgido momento político del país, época también del shock económico de la teoría de Friedman. A consecuencia de lo mismo, se vivía un proceso conocido como el “apagón cultural”. Refiriéndose a esto, la poeta Carmen Berenguer, señala:

Justamente el mundo chileno fuera de nosotros, se iba transformando en lo que Chile es ahora. Esto comenzó inmediatamente después del golpe militar y en los 80 se consolidaba el modelo de los estudiosos de Freiedman. Nosotros hacíamos una verdadera resistencia cultural, lecturas, teatros, rock, cómic, y de hecho los “80” son importantes por eso. Toda la actividad de la SECH continuaba en el bar “El Castillo Francés”, bien eso quedó atrás y puedo escribirlo”.

Al Margen una publicación intensa en el posicionamiento cultural y al mismo tiempo muy vital, sin duda un aporte para aquellos días grises.

 

Compártelo en:

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público.